Cuevas de Cantabria

Cueva de AltamiraCueva Museo de Altamira

El Museo de Altamira se encuentra a 2 Km. de distancia del centro urbano de Santillana del Mar en Cantabria, junto a la cueva original y a 12km desde Posada Ruilobuca.

Fue en 1868 y 1879 cuando se encontraron grabados del Homo Sapiens, correspondientes al Paleolítico Superior Magdaleniense y un número más reducido del Solutrense, en la conocida Cueva de Altamira, pero debido al deterioro de las mismas, se restringió el acceso, y se construyó, junto a la cueva original, las nuevas instalaciones del Museo de Altamira y la Neocueva, réplica fidedigna y minuciosa de la original.

Pertenecen al solutrense, pinturas en rojo monocromas que representan caballos, una cabra, manos en negativo, y otras sin identificar. Se atribuye al magdaleniense, hace 14500 años aproximadamente, el resto de pinturas del Techo de los Polícromos: una manada de bisontes, una cierva, caballos, un posible jabalí y otros signos sin clara identificación por el momento. En la galería más alejada y estrecha, se encuentran los caballos, ciervos, bisontes y figuras abstractas “tectiformes” de la Cola de Caballo.

La creación de una escena integrando varias figuras, el uso de relieves propios de la cueva para generar volúmenes y la perfección en la técnica del grabado, que consigue claroscuros con sólo dos pigmentos, el negro del carbón vegetal y el rojo de óxidos, hacen única esta cueva.

                                                               Para más información www.cuevamuseoaltamira.com  

 

Cueva El SoplaoCueva El Soplao

A 45 Km desde Posada Ruilobuca, la cueva El Soplao, descubierta a principios del siglo XX con motivo de la explotación de las minas de La Florida, está considerada una de las grandes maravillas de la geología, atesorando un auténtico paraíso de espeleotemas (excéntricas, estalactitas, estalagmitas, coladas, columnas, perlas de las cavernas, dientes de perro, etc.).

El Soplao constituye un deleite para todo el que se acerque a visitarlo, que podrá disfrutar de un recorrido que sobrecogerá por la espectacularidad, abundancia y diversidad de sus formaciones excéntricas, que son las que hacen de El Soplao “Una Cavidad Unica”. Un auténtico juego de sombras y luces, de colore, un festival de sensaciones.

Además de su valor geológico, la cueva y su entorno albergan un excepcional patrimonio de arqueología industrial minera, con más de 20 Km de galerías. La actividad minera también a dejado su huella en el espacio exterior: castilletes, hornos de calcinación, lavaderos, talleres, etc. Las labores mineras se orientaron a la extracción de blenda y galena, para la obtención de zinc y plomo.

Para más información www.elsoplao.es 

 

Cueva del CastilloCueva del Castillo

En Puente Viesgo, al borde del río Pas y a  40 Km desde Posada Ruilobuca, se alza el Monte Castillo, una elevación caliza de forma cónica que esconde en su interior un intrincado laberinto de cuevas frecuentadas por el hombre durante al menos los últimos 150.000 años.

De entre las cinco cuevas con manifestaciones rupestres paleolíticas del Monte Castillo destaca la de El Castillo, descubierta por Hermilio Alcalde del Rio en 1903 y objeto de numerosos trabajos arqueológicos cuyos resultados son referentes científicos para la comprensión del desarrollo y comportamiento humano durante la Prehistoria en el sudoeste de Europa.

El interior de la cavidad contiene uno de los conjuntos rupestres más singulares e importantes de la Prehistoria de Europa. Sus numerosas figuras, todas ellas correspondientes a los albores de la presencia del Homo sapiens en Europa, representan un paseo subterráneo por los orígenes del pensamiento simbólico, la mente abstracta y la expresión artística.

Para más información www.cuevasturisticas.es/cueva_14.asp?c=16 

 


Cueva de ChufínCueva de Chufín

A 46 Km desde Posada Ruilobuca, su espacioso vestíbulo ha sido testigo de importantes ocupaciones humanas acontecidas hace unos 15.500 a.C. e incluso en momentos anteriores. En este espacio abrigado los moradores prehistóricos grabaron figuras sobre la roca. Numerosas ciervas, un bisonte, algún posible pez y diversos signos realizados, todos ellos, en surco ancho y profundo, consecuencia de la técnica de abrasión, aparecen concentrados principalmente en un panel bajo del cual una pequeña abertura da acceso al interior de la cavidad.

Tras recorrer un espacio de techo bajo, se accede a una amplia sala en cuya parte final se encuentra un lago subterráneo cuya formación es consecuencia del embalse. Es en esta sala donde se localizan, a uno y otro lado, las representaciones artísticas más llamativas.

Por su intenso color rojo destacan las composiciones rojas realizadas a base de puntuaciones, algunas de las cuales han sido interpretadas como representaciones geniales.

                                                               Para más información www.cuevasturisticas.es/cueva_10.asp?c=12 

 


Cueva de CovalanasCueva de Covalanas

Es una cueva de reducidas dimensiones, con dos estrechas galerías que comparten una zona de abrigo exterior aparentemente no utilizado como espacio de hábitat. La galería de la derecha alberga las manifestaciones gráficas parietales.

Tras dos pequeñas series de puntos aparecen, a unos 65 metros de la entrada, las primeras formas animales. Avanzando a partir de ese punto, las figuras rojas se suceden a derecha e izquierda por la galería principal y dentro de un pequeño divertículo. Un total de dieciocho ciervas, un ciervo, un caballo, un uro, una posible figura de tipo híbrido y tres signos rectangulares, además de pequeños puntos y líneas, se disponen en frisos. A partir de los 90 metros, y ya en espacios de reducidas dimensiones, el número de figuras se reduce drásticamente, encontramos aquí tan sólo una figura animal completa y, en cambio, numerosos pequeños puntos y líneas.

                                                                               Distancia desde Posada Ruilobuca 106 Km.

                                                               Para más información www.cuevasturisticas.es/cueva_12.asp?c=14 

 

Cueva de Hornos de la PeñaCueva de Hornos de la Peña

La amplitud u óptima orientación de la boca de la cueva hicieron atractivo el sitio para los últimos grupos de neandertales y los primeros Homo sapiens, que ocuparon el vestíbulo de la cavidad, la zona más exterior, como lugar de habitación. Las primeras figuras, algunas hoy desaparecidas, se sitúan en esa zona exterior. Destaca entre ellas un motivo de caballo ejecutado en surco ancho y profundo.

El área propiamente subterránea o interior, a la que se accede por un paso bajo y estrecho que da paso a diferentes sectores de medianas proporciones, contiene la mayor riqueza artística, con uno de los conjuntos de grabados más completos de la región cantábrica.

Destacan las figuras de tamaño grande y concepción naturalista. Caballos, bisontes, uros, cabras, ciervos, un posible reno y una forma.

                                                               Pero sin duda, el motivo más destacado es un antropomorfo con un brazo levantado y larga cola.

                                                                              Distancia desde Posada Ruilobuca 43 Km.

                                                              Para más información www.cuevasturisticas.es/cueva_9.asp?c=11 

 

Cueva de las ChimeneasCueva de las Chimeneas

En el vestíbulo primitivo aparecieron algunos sílex, poco característicos, y restos de una inhumación de la Prehistoria Reciente. Tiene varios paneles de grabados tipo “macarroni” en la zona próxima al vestíbulo primitivo, con algunos animales y motivos no figurativos. Más al interior aparece un gran panel de “macarroni” y otras figuras aisladas.

El conjunto de pinturas negras se sitúa en el fondo de la sala, y en las pequeñas galerías contiguas aparecen representados animales y signos cuadrangulares. Los grabados han sido realizados con la técnica “macarroni”, con la única excepción de un bóvido que tierne los cuernos incisos. Los cuadrúpedos son muy sencillos, y representan generalmente uros, cérvidos cápridos.

Distancia desde Posada Ruilobuca 32 Km.

Para más información www.culturadecantabria.com/ficha_patrimonio.asp 

 

 

posada ruilobuca cuevadelapasiegaCueva de la Pasiega

Actualmente está siendo investigada por un equipo de prehistoriadores. En dos de los vestíbulos de entrada se han documentado yacimientos  arqueológicos, donde se recuperaron materiales del Solutrense Superior y del Magdaleniense Inferior, además de algunas industrias de cuarcita, probablemente más antiguas.

Por casi toda la cueva hay muestras parietales, tanto pinturas como grabados incisos, siendo como el Castillo la estación más rica en manifestaciones del Cantábrico. Destacan las representaciones de caballos, cérvidos y uros.

Distancia desde Posada Ruilobuca 40 Km. 

Para más información www.culturadecantabria.com/ficha_patrimonio.asp 

 

Cueva de las MonedasCueva de las Monedas

La cavidad constituye un auténtico espectáculo geológico. Estalactitas, estalagmitas, discos, columnas, terrazas colgadas y coladas de colores, debidos a la variada composición mineralógica de la roca, describen un magnifico paseo geológico. Los procesos de disolución de la calcita y de sedimentación y vaciado de los conductos hacen de la visita a la cueva un regalo, de belleza y colorido, para los ojos.

Las manifestaciones parietales figurativas se concentran en una pequeña sala lateral a pocos metros de la zona de entrada. El conjunto es muy homogéneo en su realización técnica y estilo, se compone de al menos 17 figuras animales y diversas formas de signos o conjuntos de líneas de difícil interpretación. Principalmente caballos y, en menos medida, renos, cabras, bisontes, un oso y algún otro animal indeterminado, componen un limitado bestiario correspondiente a una fase climática fría.

Distancia desde Posada Ruilobuca 40 Km.

Para más información www.cuevasturisticas.es/cueva_13.asp?c=15 

 

Cueva de SantianCueva de Santian

Tanto a principios del siglo XX, como durante las obras de los años 50, se encontraron materiales de cronología indeterminada. En esta última intervención se localizó un cráneo humano. La cueva tiene pinturas rojas distribuidas en dos paneles de la “sala central”, la más espaciosa de la cavidad. Son pinturas lineales y en tinta plana, representando signos, manchas y una dudosa mano en positivo.

Distancia desde Posada Ruilobuca 45 Km.

Para más información www.culturadecantabria.com/ficha_patrimonio.asp?